La Bestia y la Bella

Si, he puesto bien el título a este post, en primer lugar a la Bestia porque es en realidad, alrededor de ella donde gira la historia de esta película que ya tiene siglos de ser contada y muchas veces versionada en musicales, televisión y el séptimo arte, que llama la atención de todos los públicos ya sea por su puesta en escena o por el vestuario, pero es casi seguro que llena butacas por el cuento tradicional francés en el que se basa, siendo en todos los casos la bestia quien roba protagonismo a la bella, aún siendo ella una de las más queridas princesas Disney pero que asume con dignidad su segundo plano.

84jf83jd

Podemos dar varias interpretaciones a este cuento incluso de índole social o político, de sucesión de tronos o de riñas familiares, pero es en el romanticismo y la búsqueda de valores de sus personajes donde se basan casi todas las versiones, y ése es precisamente en el que la factoría Disney desarrolla el entorno para su más reciente estreno con personajes reales después de mas de 25 años manteniendo el cuento en la animación, transformándola esta vez en un filme lleno de efectos especiales y mágicos escenarios pero también con personajes nuevos que asemejan más nuestra multicultural sociedad haciendo alarde de una pareja singular como la del candelabro Lumière y el reloj de péndulo Din Don.

Disney se propone no dejar sueltas las críticas europeas que ven con recelo la interpretación americana y ante el apabullante personaje de la Bestia, resalta a Emma Watson en su papel de princesa valiente y bella con el que identificarse no es tan fácil como parece, ya que ser secuestrada por un ser despreciable y marginado social nunca es una buena noticia ni siquiera para la protagonista en cualquiera de las épocas, sobre todo si antes de imaginarse princesa se considera valiente; Bella se refugia en su determinación de querer ser valorada resuelta y decidida sin perder la magia de los vestidos largos, los cantos románticos y fiel a la verdad.

La Bestia cuyo nombre siempre es desconocido aun cuando finalmente se convierte en Príncipe, es un personaje que atrae por su hechizo pendiente del último pétalo de una rosa celosamente resguardada, quien además de sufrir los estragos de la soledad por ser diferente se ve envuelto por la persecución y acoso de una sociedad insegura e intransigente a los cambios, lo que todavía vemos en la actualidad, y que debido a esos extremos no le queda más que defenderse como Bestia además de enamorarse, por lo que su protagonismo prevalece sin ensombrecer la independencia de Bella con un trasfondo de caballero protagonizado por el actor Dan Stevens, recordando al personaje de la serie Down Town Abbey.

La Bella y la Bestia son dos personajes con vidas particulares donde la fantasía la pone la flor, el espejo mágico y los cacharros que hablan, el romanticismo está en el baile, el enamorado es la Bestia y el rescate paradójicamente viene por parte de ella; para verla en versión original sin perder detalle de la BSO porque la trama ya la sabemos.

 

Anuncios

Díselo al mundo:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Create a website or blog at WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: